18 de febrero de 2014

Medidas en centros penales

Con el bloqueo a la señal de los teléfonos móviles en todos los centros penales, parece que se está comenzando a tomar control realmente, de los delincuentes, que desde allí, planificaban desde: secuestros, extorsión y asesinatos en contra de la sociedad hondureña. La medida está muy buena, si de salvar vidas se trata, y parece que se están tomando medidas reales en contra de éstos delitos antes mencionados. Pero, para que realmente esto funcione tienen que  depurar todo lo que se mueve alrededor de los presos, comenzando por el personal que los vigila, porque todo mundo sabe que son ellos los que han introducido armas, celulares… etc. a los centros penales, porque no hay forma de explicar cómo lo van a ser los internos si no es con la ayuda de terceras personas. Con todo el tiempo del mundo para pensar, los internos buscaran la manera de burlar las leyes. ¿Qué pasará con todo los usuarios cercanos a los centros penales? Es la gran pregunta que todos nos hacemos.
Las compañías celulares  están comprometidas, a suplir las necesidades de sus clientes y tienen que buscar la forma más eficiente de dar cobertura a los que están reclamando su derecho a la comunicación. Conociendo a éstas empresas que ya son multimillonarias a costillas de los usuarios pobres y ricos de Honduras, les da lo mismo que un pequeño porcentaje se quede sin servicio, y que de allí derivan muchas cosas que se harán más difíciles a muchas personas, que con seguridad se verá afectada su economía. Ojalá los "ilustres diputados" busquen la forma de modificar ésta ley y que sólo sea únicamente en el perímetro de los centros penales que sea bloqueado el uso de los celulares. De nada servirá que tomen estas medidas, si los mismos cuerpos policiales encargados de su custodia seguirán siendo los que introduzcan ilegalmente cosas a los centros penales. Ojala que estas empresas cumplan con sus clientes que realmente necesitamos éste servicio y que la gran mayoría no es por lujo. Si de salvar vidas se trata, adelante que la historia se encargará de juzgar esta medida. 
Escribe Víctor Manuel Claros.

Publicado por El Marcalino
Edición 332, 11 de febrero del 2014


No hay comentarios:

Archivo del blog

Buscar este blog