29 de diciembre de 2013

La realidad de un sueño

 La compaña política en estos últimos días se ha recrudecido. Los políticos hacen un sin fin de movilizaciones y los discursos (?) o sus mensajes son más incoherentes en  cuanto a ideas.  Más bien se oyen ofensas, acusaciones y contra-acusaciones. Sembrando la incertidumbre en el pueblo hondureño, que lo que quiere es paz y suficientes fuentes de trabajo para poder sostener a sus familias.
Por ahora hay una enorme crisis económica. Si la economía anda mal simplemente hay poco trabajo o no hay trabajo. Muchos hondureños nos alegramos cuando conseguimos aunque sea para el día, como se dice popularmente. Pero ¿y los que con no consiguen?
Es sorprendente que las grandes mayorías no tengan trabajo y que las crisis se haya agudizado tanto. Pero es más sorprendente la enorme capacidad económica que ostentan los partidos políticos al final de esta campaña con movilizaciones, propaganda, capacitaciones, etc. Mientras el gobierno se debate en una crisis financiera enorme. La democracia no es perfecta y tiene sus costos y consecuencias. Pero el discurso de nuestros políticos no nos dice nada nuevo. Desde que desaparecieron los regímenes militares y regresamos a la vida política, y a las elecciones, el canto o letanía del político ha sido el mismo: reducción de la pobreza, trabajo para todos, mejor educación en las aulas, mejor salud o atención medica, seguridad para todos y una aplicación correcta de la justicia, combate a la corrupción y a las corruptos. Etc, nada de esto se vuelve realidad. Pero el pueblo sigue esperando que haya un político y un gobierno capaz de hacerlo. Mientras el pueblo sueña con una vida mejor, los políticos le sacan el juego al sueño del pueblo.

Escribe Beto Bautista
 Publicado por El Marcalino

Edición 327, 26 de noviembre del 2013

No hay comentarios:

Archivo del blog

Buscar este blog