5 de marzo de 2012

Gastos exagerados arroja el informe rentístico del presupuesto 2011


El Regidor Municipal Wilfredo Molina.
Marcala, La Paz. Escandalosos los gastos en la administración pública del municipio de Marcala durante el año 2011.
La corporación municipal de Marcala que preside el alcalde Rigoberto Villatoro Hernández  presupuestó para el año 2011 un ingreso de 32 millones 904 mil 614 Lempiras con 84 centavos. El ingreso neto en el 2011 fue de 23 millones 861 mil 134 Lempiras con 36 centavos. Aunque en el transcurso del año se hicieron ampliaciones.
Lo recaudado en el año 2011 vía  Ingresos Corrientes fue de 11 millones 90 mil 822 Lempiras con 21 centavos, quedando una diferencia por recaudar de tres millones 638 mil 899 Lempiras con 48 centavos. En transferencias se recibió 11 millones 650 mil 876 Lempiras con 25 centavos.
Del informe rentístico del año 2011 de la municipalidad de Marcala llama la atención los egresos que vía subsidios, ceremonia y protocolo, combustibles y lubricantes,  sueldos y salarios entre otros se erogaron cantidades importantes y esto contrasta con la deficiencia que se mantiene en algunos departamentos de la administración municipal.
En sueldos y salarios en el 20111 se erogaron cuatro millones 325 mil 304 Lempiras con 43 centavos, aguinaldo y décimo tercer salario 719 mil 824 Lempiras con 14 centavos.
 Dentro del informe administrativo se puede leer un apartado que dice Beneficios y Compensaciones Varias y en este rubro se gastó 399 mil 284 Lempiras con 49 centavos. Además en complementos y sueldos de empleados sustitutos y de emergencia se gastó 687 mil 470 Lempiras con 17 centavos y en jornales 403 mil 811 Lempiras.  El total de egresos en empleados municipales asciende a seis millones 535 mil 466 Lempiras con 23 centavos.
En subsidios manejados vía acuerdo corporativo se entregaron dos millones 620 mil 382 Lempiras con 22 centavos, según revela  el informe administrativos estos subsidios fueron para personas de escasos recursos, instituciones culturales, patronatos, ayuda sociales a personas y  administración pública.
Otros de los rubros con gastos exagerados para la gestión que se hace es el combustibles y lubricantes, llantas y neumáticos se erogó la cantidad de 379 mil 117 Lempiras con 15 centavos. En el rubro de ceremonias y protocolo, alimentos y bebidas se gastó un total de 207 mil 338 Lempiras con 46 centavos y en viáticos 256mil 708 Lempiras con 20 centavos.
 Ante los escandalosos egresos en sueldos y salarios los corporativos decidieron el año anterior hacer la reducción del 15 por ciento del personal municipal, de hacerse esta reducción se estaría evitando erogar aproximadamente un millón de Lempiras en sueldos y salarios en el año 2012.
“Para la ejecución del presupuesto no hay herramientas de control  como el Plan Operativo Anual, no hay planificación en la ejecución del presupuesto y este se ejecuta a libre albedrío”, detalló el regidor municipal Wilfredo Molina.
Molina reconoció que otra de las carencias que se tiene es la falta de un auditor interno que verifique el cumplimiento del presupuesto, “la ley  establece que cuando los ingresos son mayores a un millón de Lempiras la municipalidad debe tener un auditor interno”, “hay temas en la corporación que son un tabú y no se debe hacer mención en las reuniones”.
Con la reducción del techo que disponía el alcalde no se hizo nada, si bien es cierto se bajó de 10 mil a cinco mil Lempira no se reglamentó, es como que tenga los mismos 10 mil Lempiras y no se sabe si son quincenales o mensuales y sigue a discreción del alcalde hacer uso de ese dinero sin rendición de cuentas, concluyó Molina. 

Publicado por El Marcalino
Edición 239, 28 de febrero del 2012

No hay comentarios:

Archivo del blog

Buscar este blog