5 de junio de 2013

Fue un engaño las promesas de la hidroeléctrica Aurora I

Parte de la Sociedad Civil de San José. 
Defraudados por el incumplimiento de promesas de la Hidroeléctrica Aurora I, se encuentran habitantes del Municipio de San José.
Según la Sociedad Civil organizada de este municipio, los representantes de la Empresa Aurora I  nunca quisieron firmar la lista de proyectos que supuestamente le desarrollarían a los habitantes de la Comunidad de El Aguacatal. “La dotación de una ambulancia, la oportunidad de empleo, la carretera hacia la comunidad y la instalación de la energía eléctrica” son entre otras promesas que la empresa de la Diputada Gladis Aurora López hizo a cambio de utilizar el rio El Zapotal.
“Este próximo 30 de mayo del 2013, se desarrollará una caminata en solidaridad con la Comunidad de El Aguacatal que sufren el engaño de las promesas de la Empresa Aurora I.
Será una actividad pacífica que iniciará a las nueve de la mañana y donde se desarrollarán actividades artísticas y se culminará con la celebración de la Santa Misa” informó Rubén Argueta, miembro  de la Sociedad Civil de San José, La Paz.
Al principio la mayoría de los habitantes de la Comunidad de El Aguacatal apoyaron la instalación de la empresa porque los entusiasmaron con las promesas pero hasta hoy no han cumplido. “La población se está dando cuenta que fue utilizada porque hasta hoy, no hay médico, ni ambulancia; la energía eléctrica el que paga le instalan la luz, y nada de lo que les prometieron fue cierto” amplió Argueta.
La empresa Aurora I está por finalizar los trabajos de instalación y hasta hoy no se le ha consultado al pueblo, “se impuso el poder”. (Aprovecharon el golpe de Estado y en menos de un mes, a esta empresa se le otorgó la licencia ambiental).
La actitud de la Autoridades de la Corporación Municipal de San José fue de entregar sin ningún convenio por escrito de los compromisos que esta empresa asume para apoyar a las comunidades (en especial la Comunidad de El Aguacatal).                

Publicado por El Marcalino

Edición 301, 29 de mayo del 2013.

No hay comentarios:

Archivo del blog

Buscar este blog