23 de julio de 2012

Lempira, ejemplo de dignidad


La lucha de nuestro héroe no fue inútil como nos muestra la tercera estrofa del himno.
Los Españoles utilizaron métodos para imponer su cultura uno de ellos la religión “cierran los ojos para rezar mientras aprovechamos para robar”.
Hasta el día de hoy a prevalecido este sistema. Sin embargo la sangre de nuestros mártires nos han abierto los ojos para luchar contra los que trafican con nuestros recursos, amparados en leyes terrenales y divinas.
Art. 346 de la constitución
Convenio 169 de la OIT
Jeremías 22 (12-17)
Liberen al oprimido del opresor, hay de él que edifica su casa con injusticias y tienen corazón para ganancias mal habidas, derraman sangre inocente, practican el abuso y la opresión “mi cólera estallara como fuego inextinguible”.
No temas hermano (a) y compañero (a) digamos no a las represas, no a la minería a cielo abierto, no a los aserraderos, no a la privatización.
¡Si a la conquista de un mundo más justo y más humano!

Celenia Carrillo Vásquez


Publicado por El Marcalino
Edición 259, 17 de julio del 2012.

No hay comentarios:

Archivo del blog

Buscar este blog